Regresar

EL SIGNIFICADO DEL SACRIFICIO

Matutina para Android

Play/Pause Stop
Ajicán hijo de Safán protegió a Jeremías y no permitió que cayera en manos del pueblo ni que lo mataran (Jeremías 26: 24).

Sacrificio.A los entrenadores deportivos les encanta la palabra. Dicen a sus jugadores que sacrifiquen sus metas personales por el bien del equipo. ¡Sacrifícate para que todos podamos ganar! Este tipo de sacrificio nos afecta porque se trata de renunciar a una parte de uno mismo por el bien de otros.

Los soldados saben qué significa sacrificarse. La revista Insight publicó la historia del sargento Jonathan Cadavero, un soldado de Nueva York que murió en Iraq debido a una bomba que estaba en el camino. Jonathan era un muchacho muy simpático, de los que caen bien a todos. Después de su muerte, sus compañeros de tropa lloraron mientras recordaban al amigo que los alentaba cuando estaban desanimados.

Jonathan era médico militar, pero también era miembro del equipo de desactivadores de bombas. Su trabajo era muy peligroso, pero Jonathan lo sabía. Después de largas patrullas bajo el sol ardiente, buscando artefactos explosivos en vehículos abandonados, obstáculos en el camino, o personas sospechosas, Jonathan, de la nada, decía un chiste que hacía que todos se rieran. Dos días antes de su muerte, escribió para el periódico Army Times: «Esos artefactos explosivos, o los encontramos, o ellos nos encuentran». El 27 de febrero de 2007, uno de esos dispositivos lo encontró a él. Gracias al trabajo de Jonathan, muchos soldados están vivos, pero él perdió su vida.

La Biblia está llena de personas que supieron qué significaba sacrificarse. Imposible pronunciar esta palabra sin pensar inmediatamente en Jesús, y con muchísima razón. Pero también hay registros de héroes olvidados, como Ajicán, hijo de Safán, el secretario del rey, que actuó valientemente para salvar la vida de Jeremías.

El primer mensaje que Jeremías predicó en el templo provocó que lo humillaran públicamente (Jeremías 20). Cuando regresó nuevamente a dar el temible mensaje de advertencia de Dios (Jeremías 26: 2-6), varios dirigentes lo capturaron y trataron de matarlo. De no haber sido por un anciano que habló en favor de Jeremías y el maravilloso discurso de un joven llamado Ajicán, Jeremías habría muerto. Ajicán arriesgó su vida por Jeremías. Ese es el verdadero significado del sacrificio.

NO DEJES DE LEER

Jeremías 25-27

¿Qué le dijeron los falsos profetas al pueblo? Jeremías 27: 9-11.


Envía tus saludos a: