Regresar

¿YA TE CONFUNDISTE?

Matutina para Android

Play/Pause Stop
Cuando Gabriel se acercó al lugar donde yo estaba, me sentí aterrorizado y caí de rodillas. Pero él me dijo: «Toma en cuenta, criatura humana, que la visión tiene que ver con la hora final» (Daniel 8: 17).

El significado de los capítulos 7 al 9 de Daniel ha dejado perplejos durante siglos a muchos teólogos y maestros de las Escrituras. Estos capítulos tratan de un sueño que Dios dio a Daniel en el primer año del régimen de Belsasar, rey de Babilonia. Como vimos ayer, el reinado de Belsasar terminó abruptamente con la escritura que Dios puso en la pared.

Belsasar fue asesinado esa noche, cuando Darío conquistó Babilonia. Bajo el gobierno de Persia se les permitió a los judíos exiliados en Babilonia que regresaran a su tierra y reconstruyeran Jerusalén. Dios comisionó a Nehemías y Esdras para que reconstruyeran la ciudad.

Daniel y los otros exiliados conocían bien la profecía y sabían que después de 70 años de cautiverio serían liberados. Cuando Belsasar tomó el poder, los 70 años estaban casi por cumplirse. Daniel quería saber qué pasaría con el pueblo de Dios. Cualquiera querría saber el futuro después de estar tantos años en la cárcel, a punto de salir.

Dios trató de calmar a Daniel revelándole el futuro, pero no solamente reveló la liberación de Israel, sino que además le mostró el fin de los tiempos. Las extrañas bestias descritas en los capítulos 7 y 8 representan reinos que surgirían y caerían por orden de Dios. Como si hubiera dicho: «Tranquilo, Daniel, yo me encargo del futuro».

Mientras Daniel observaba perplejo, Dios continuaba revelándole el futuro. «Mientras yo observaba esto, se colocaron unos tronos, y tomó asiento un venerable Anciano. Su ropa era blanca como la nieve, y su cabello, blanco como la lana. Su trono con sus ruedas centelleaban como el fuego. De su presencia brotaba un torrente de fuego. Miles y millares le servían, centenares de miles lo atendían. Al iniciarse el juicio, los libros fueron abiertos» (Daniel 7: 9, 10).

Daniel vio que Dios asumía su condición de Juez del universo, aun cuando los reinos del mundo presumían su poder. Como te podrás imaginar, esas escenas perturbaron aún más a Daniel.

NO DEJES DE LEER

¿Cuál fue el significado del sueño de Daniel en el capítulo 8? ¿Quieres adivinar a quién se refiere Daniel 9: 26? El ángel le habló de Jesús a Daniel.


Envía tus saludos a: