Regresar

DOS BESTIAS Y UN DRAGÓN

Matutina para Android

Play/Pause Stop
Una de las cabezas de la bestia parecía haber sufrido una herida mortal, pero esa herida ya había sido sanada. El mundo entero, fascinado, iba tras la bestia (Apocalipsis 13: 3).

World of Warcraftestá muy por debajo del nivel de la Biblia. En los MMOGs y MMORPGs, no encuentras bestias y dragones por ahí nada más. En la lectura de hoy encontrarás dos bestias y un dragón. Mientras leas, fíjate en las características específicas de cada uno. Juan vio que la primera bestia subía del mar (Apocalipsis 13: 1). En la Biblia, el término «mar» se usa para representar naciones. Por ejemplo, Dios mostró a Abraham que su descendencia sería incontable como la arena del mar (Génesis 22). La boca de esta bestia dice blasfemias. ¿Qué es blasfemia en este contexto? Significa calumniar o faltar al respeto a algo sagrado. Cada una de las cabezas de esta bestia tenía un mensaje blasfemo. Esta bestia representa un poder religioso que tuerce la verdad sobre quién es Dios.

La segunda bestia sube de la tierra (Apocalipsis 13: 11). Sale de un área escasamente poblada, y justo cuando la primera bestia recibe una herida de muerte. Muchos creen que el surgimiento de los Estados Unidos encaja perfectamente en esta profecía.

Entonces, ¿quién o qué era la primera bestia? El único poder en la tierra que dice representara Dios es la Iglesia Católica. Esta iglesia dominó el mundo político y religioso desde la caída del Imperio Romano hasta 1798, cuando el general francés Louis-Alexandre Berthier invadió Roma, hizo prisionero al papa y lo llevó a Francia. Eso determinó el fin del poder político de la Iglesia Católica. Esta es la herida de la que escribió Juan en Apocalipsis 13: 3. La herida sanó en 1929, cuando un tratado restauró el poder del papa y se le permitió gobernar la Ciudad del Vaticano. Hoy se la considera como país, con su propia cabeza de Estado, el papa, y un embajador en las Naciones Unidas.

Mientras la Iglesia Católica recibía su herida, Estados Unidos se levantaba ante el mundo. Puede ser que todo esto te suene raro, pero estudia las profecías y deja que Dios te guíe. Él permitió que Juan diera un vistazo al futuro, para que nosotros estuviéramos listos para el regreso de Cristo.

NO DEJES DE LEER

Apocalipsis 13-15

Lee Apocalipsis 14: 6-13. ¿Qué te dicen estos mensajes sobre el juicio final?


Envía tus saludos a: