Regresar

Cuida lo que dices

Matutina para Android

Play/Pause Stop
En mi Biblia: «Vigílame cuando yo abra los labios» (Salmo 141: 3).

Tiempo de hablar

IVON estaba furiosa. Tanto, que dijo algunas cosas que hirieron a Eva. Eva comenzó a llorar. Al principio a lvón no le importó haber hecho sentir mal a Eva, pero cuando se le pasó el enojo, se sintió mal. « ¿Por qué siempre digo palabras hirientes?», se preguntaba.

El pastor había dicho en la iglesia la semana pasada: «Si hacemos cosas malas o decimos cosas hirientes, podemos pedirle a Jesús que nos perdone».

 Ivón oró y le pidió a Jesús que la perdonara y que la ayudara a controlar sus palabras. Jesús oyó la oración de Ivón.

Actividad: Con la ayuda de tus papás, haz un afiche que diga: «Advertencia: las palabras pueden hacer daño».

Oración: Querido Jesús, ayúdame a ser cuidadoso con mis palabras. Amén.