Regresar

«Tomen mi yugo»

Matutina para Android

Play/Pause Stop
Tu Biblia dice: ¡Vengan a mí todos los que están cansados y agobiados, y yo les daré descanso! S. Mateo 11:28.

CUANDO JESÚS HABLABA a la gente pobre, día tras día, veía muchas personas cansadas y preocupadas. Los papás trabajaban duro en los botes pesqueros y los campos, pero les preocupaba que sus familias no tuvieran alimento suficiente, o ropa y un buen lugar para vivir.

¿Alguna vez te has cansado y preocupado y asustado? [Discutan las preocupaciones de tu niño(a) con aceptación y tolerancia.] Jesús dijo:

-Vengan a mí todos los que estén agotados y abatidos; yo los haré descansar.

A veces el miedo nos cansa, pero cuando escuchamos las cosas que Jesús nos dice, nuestros corazones pueden descansar. Sabemos que él nos ama tales como somos. «Yo les daré descanso», afirmó Jesús. Piénsalo cuando te vayas a dormir.

[Hagan una gran bola de trapos o papel y envuélvanla con hilo.] Imagina que esta bola contiene todas tus preocupaciones y miedos. Pongámosla bajo esta ilustración de Jesús (o la cruz de palos).

Materiales: Trapos, hilo, una ilustración de Jesús o una cruz de palos (recuerda la 82. a meditación).

Tema: preocupaciones