Regresar

¿Hay que aprovechar las oportunidades?

Matutina para Android

Play/Pause Stop
«Por lo tanto, pongan toda su atención en el reino de los cielos y en hacer lo que es justo ante Dios». Mateo 6:33

A veces, en la vida, surgen oportunidades que no se pueden desaprovechar. Por ejemplo, imagina que quieres aprender a andar en bici pero no tienes bici. De pronto un amiguito tuyo te visita y trae su bici. ¡Qué oportunidad perfecta para prestarle algún juguete tuyo y, mientras él juega, tú intentar aprender a pedalear! ¿A que no dejarías pasar esa oportunidad? Esos momentos perfectos para hacer algo, hay que aprovecharlos, porque uno no sabe si se van a volver a repetir.

En una ocasión, Jesús dijo que «es más fácil para un camello pasar por el ojo de una aguja, que para un rico entrar en el reino de Dios» (Mateo 19:24). ¿Qué quiso decir con esto? Pues verás, los ojos de aguja eran en aquellos tiempos unas puertas muy estrechas y bajitas que estaban en las murallas de las ciudades. Eran las últimas puertas en cerrarse por las noches. Si una persona que venía viajando con su camello llegaba tarde a una ciudad, había perdido su oportunidad de entrar por las puertas grandes de entrada a la ciudad, puesto que ya las habían cerrado. Así que tenía que pasar por el ojo de una aguja. Eso quería decir que tenía que agacharse y pasar bien despacio, porque era una tarea muy difícil, pues un camello es un animal muy grande.

Jesús nos ofrece constantemente oportunidades para que nos acerquemos a él, y no hemos de dejarlas pasar. «Por lo tanto, pongan toda su atención en el reino de los cielos y en hacer lo que es justo ante Dios» (Mateo 6:33).

Desafío: Escribe cinco cosas que a veces tienen más importancia para ti que Jesús. Ora a Dios para que él ocupe el primer lugar en tu vida.