Regresar

Jeroboam

Play/Pause Stop
«Al enterarse los de Israel de que Jeroboam había vuelto, lo mandaron llamar para que se presentara ante la comunidad, y lo proclamaron rey de todo Israel». 1 Reyes 12:20

-Salomón se había apartado de Dios y, como consecuencia, se le había dicho que el reino sería dividido -comenzó el papá-. Y así fue; su hijo Roboam no pudo mantener a las doce tribus unidas bajo su reinado. Dios había escogido a Jeroboam para que fuera el rey de las diez tribus. Jeroboam, sabiendo que el templo se encontraba en Jerusalén, temió que el pueblo quisiera ir a adorar allá, así que construyó altares para que no tuvieran que ir a Jerusalén.

—¿Tan pronto se apartó de Dios? —preguntó Mateo.

—Sí, tristemente muy pronto —lamentó el papá—. Un día, mientras se encontraba realizando un sacrificio a uno de sus dioses, llegó un profeta y le dijo que nacería un hijo de la descendencia de David que se llamaría Josías y que él destruiría esos altares. El rey Jeroboam se enojó y extendió su mano dando la orden de que lo prendieran para castigarlo, pero su mano se le secó.

-¡Qué miedo! -exclamó Mateo.

-Entonces, el rey Jeroboam se humilló y pidió al profeta que orara por él para que se restableciera su mano; y este oró y fue restablecida.

Lamentablemente, la profecía no lo hizo cambiar su comportamiento, y con su ejemplo, condujo a Israel a la idolatría. Tiempo después, Jeroboam enfermó y le pidió a su esposa que se disfrazara para que fuera a ver al profeta Ahías, que vivía en Silo. Quería que consultara a Dios si iba a sanar de esa enfermedad, pero el profeta le dijo que no sanaría, sino que moriría. Fue triste que no aprovechó la oportunidad que Dios le dio de dirigir al pueblo guardando sus mandamientos -finalizó el papá.

Tu oración:Querido Dios, que las historias de la Biblia me ayuden a aprender de ti y a serte siempre fiel.

¿Sabías qué?

La profecía contra Jeroboam implicaba que toda su descendencia sería destruida.

15 de mayo

Matutina para Android