Regresar

¿Qué es la gracia de Dios?

Play/Pause Stop
“Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios”. Efesios 2:8.

Subraya la respuesta correcta

a. La bondad hacia los demás.

b. La bondad de Dios hacia nosotros.

C. Las dos respuestas anteriores son correctas.

¿Qué te gusta más, hacer favores o recibirlos? Seguro que te gusta hacer favores, pero mucho más recibirlos, ¿verdad?

Cuando haces algún favor a tu padre, a tu madre, o a algún vecino o amiguito, estás siendo bondadoso con ellos. Y cuando ellos te hacen un favor a ti, también están siendo bondadosos contigo. A lo mejor te lo mereces porque te has portado bien o te están devolviendo algún favor que tú les hiciste a ellos; como ayudar con la tarea a un amigo, limpiar la vajilla o el automóvil de tu familia, o cortar la grama de un vecino...

Sin embargo, la Biblia dice que cuando Dios envió a Jesús para salvarnos nos hizo un gran «favor», no porque lo merezcamos o le hayamos hecho favores, sino porque él es bondadoso.

Ese «favor» se conoce en la Biblia como la gracia de Dios. Somos salvos por la gracia de Dios, por su bondad y amor hacia nosotros, aunque no lo merecemos. Dios no nos salva porque hagamos cosas buenas, ¡claro que no!

¿Sabes por qué? Porque la salvación es un regalo de la gracia de Dios. La gracia de Dios nos concede un favor, un regalo, un tesoro: ¡la salvación!

Seguro que siempre esperas recibir regalos en fechas especiales como tu cumpleaños o la Navidad... Pero ¿te gusta recibir regalos un día que no esperas?

¡Sorpresa! ¡Dios te hace regalos cada día! No porque sea tu cumpleaños o una fecha especial, sino porque te ama. ¡Todo lo bueno que Dios te da es GRATIS!

Escribe en tu Diario de Oración cómo te sientes cuando recibes un regalo que no esperabas o que no mereces. Luego escribe una oración de gratitud a Dios.

Matutina para Android