Regresar

¿Quiénes son los seres vivientes?

Play/Pause Stop
“¡Que todo lo que respira cante alabanzas al SEÑOR! ¡Alabado sea el SEÑOR!”. Salmo 150:6.

Subraya la respuesta correcta

a. Todo lo que respira.

b. Todas las personas.

C. Todas las plantas.

¿Has buceado alguna vez bajo el agua?

Si te gusta bucear, sabrás que no se puede aguantar mucho tiempo sin respirar.

En algunos países, los pescadores pueden llegar a aguantar entre cinco y veinte minutos sin respirar, a una profundidad de veinte metros, pues sus pulmones están entrenados para tener una mayor capacidad para soportar la presión.

¿Podrías aguantar tú tanto tiempo sin respirar? ¡Claro que no! Se necesita un entrenamiento especial y además es muy peligroso, solo pueden hacerlo algunos adultos.

Una persona normal y sin entrenar, solo puede llegar a aguantar diez segundos o menos sin respirar. ¿Sabes por qué? Porque Dios instaló un sistema de protección en tu cerebro que te obliga a buscar aire, es decir, oxígeno. Cuando dejamos de respirar se acumula el dióxido de carbono en la sangre y en los pulmones, por eso el cerebro te obliga a buscar aire inmediatamente.

Cuando Dios creó a Adán del polvo de la tierra, dice la Biblia que «sopló en su nariz y le dio vida. Así se convirtió en un ser viviente» (puedes leerlo en Génesis 2:7).

Dios mismo fue el que nos dio aire para poder vivir a los seres humanos, a los animales y a las plantas; él nos creó para respirar. Todo lo que respira es un ser viviente.

Jesús te ama mucho y es el que te da la vida. ¡No dejes de respirar y de alabarlo cada día de tu vida!

Alábale hoy escribiendo tu canto favorito en tu Diario de Oración.

Matutina para Android