Regresar

Y Dios dijo

Play/Pause Stop
«En el principio creó Dios los cielos y la tierra. La tierra estaba desordenada y vacía, las tinieblas estaban sobre la faz del abismo y el espíritu de Dios se movía sobre la faz de las aguas», Gén. 1:1-2, RV95

Si alguna parte de la Biblia es controvertida, son los versículos iniciales. ¿Son literales? ¿Es una metáfora? ¿Es una mezcla de ambas cosas?

Génesis 1 narra que Dios tomó una masa oscura, desolada y vacía, le dio forma y la convirtió en el hogar de todo lo que tiene vida, incluyendo la cúspide de la creación: los seres humanos, que diseñó a su propia imagen. Entonces, ¿qué podemos decir objetivamente de esto?

El relato de la creación que encontramos en la Biblia no es anticientífico, pero tampoco es científico. Génesis no trata de hacer un análisis exhaustivo de todo lo que sucedió. Aborda las preguntas que se hacían los antiguos israelitas, no los problemas y las preguntas que nosotros tendríamos con el texto en sí mismo. Habla en términos teológicos, no en términos científicos del siglo XXI. Tiene implicaciones para la ciencia moderna, pero usa un lenguaje teológico. Necesitamos encontrar primero el mensaje teológico y luego ver cómo se aplica a nuestras preguntas científicas.

Los prodigios de Dios narrados en Génesis 1 establecen el patrón de lo que hace después. Por ejemplo: Dios divide las aguas cuando crea el mundo, las vuelve a unir en el diluvio y las vuelve a dividir cuando los israelitas cruzan el mar Rojo. En el huerto del Edén, Dios les dice a sus hijos que sean fructíferos y les explica que pueden comer, y da un mensaje similar a Noé y a su familia después del diluvio. El resto de la Biblia se refiere a estos actos una y otra vez, hasta el Apocalipsis.

Génesis nos asegura que el Dios eterno está al control de la historia de este mundo.

Otros pueblos creían que los seres humanos y el mundo habían sido creados por accidente, cuando los dioses se pelearon entre sí. Sus dioses no siempre existieron, sino que aparecieron como resultado de fuerzas naturales (algo parecido a lo que dice la teoría de la evolución). Sus dioses no eran eternos, sino que algún día desaparecerían nuevamente cuando el universo volviera al caos. Muchos pueblos adoraban y temían a las distintas fuerzas de la naturaleza como si fueran dioses, pero Génesis dice que todas las fuerzas naturales están bajo el control de un solo Dios.

A Dios le encanta crear cosas nuevas y hermosas a partir del caos. Es su especialidad, y está ansioso de hacerlo también en tu vida.

Matutina para Android