Regresar

Si no conoces su voz...

Matutina para Android

Play/Pause Stop
«Jesús les contestó: "Mis ovejas reconocen mi voz, y yo las conozco y ellas me siguen"» (Juan 10: 25, 27).

HUBO UNA VEZ un profesor que se creía muy listo e hizo una apuesta a sus alumnos. Les apostó que, si él tenía razón, todos tendrían que hacer sus tareas el resto del año; pero si no tenía razón, entonces él haría las tareas con ellos antes de terminar la clase y se podrían ir a la casa sin tarea. ¿En qué consistía la apuesta? En que él era capaz de engañar a un rebaño de ovejas y hacer que lo siguieran. Su plan era el siguiente: él le pediría al verdadero pastor del rebaño que lo dejara vestirse con su ropa; estaba convencido de que, de esa manera, lograría engañar a las ovejas para que lo siguieran creyendo que era su pastor: ¿Qué crees tú que pasó? ¿Crees que logró engañarlas?

Más o menos. El profesor se puso la ropa del pastor y, efectivamente, cuando vieron llegar al impostor, las ovejas corrieron velozmente hacia él. Hasta ahí, parece que todo fue bien, si no fuera por el gran error que cometió este hombre. Contentísimo por el aparente éxito de su engaño, gritó: «¡Mis ovejas! ¡Me obedecen! ¡Me están siguiendo!». Inmediatamente las ovejas, al oír aquella voz extraña, se dieron media vuelta y se marcharon en dirección contraria. Por la imagen, las había engañado; pero sabían que aquella no era la voz de su pastor. Conocían bien a su pastor.

Puede haber muchas personas que tú admires, porque aparentan saber mucho, o ser muy religiosas, o porque tienen algo que te atrae; pero esas personas no son el buen Pastor. No digo que no haya cosas de ellas que sean positivas, ¡claro que sí! Todos tenemos algo positivo. Pero solo podemos seguir a una persona, solo podemos tener un guía. Ese guía tiene que ser Jesús. Para que no te dejes engañar por la apariencia de nadie, es importante que sepas reconocer la voz del buen Pastor: ¿Cómo se aprende a reconocerla? Siendo su amigo y pasando tiempo con él. Porque habrá gente en tu vida que «aparentarán ser muy religiosos, pero con sus hechos negarán el verdadero poder de la religión» (2 Timoteo 3:5).

Aprende a reconocer a las personas que realmente creen en Jesús y lo siguen. Y tú, sigue solo a Jesús.


Envía tus saludos a:
menores@appdevocionmatutina.com