Regresar

Alimentar a quien tiene hambre

Matutina para Android

Play/Pause Stop
Tuve hambre, y ustedes me dieron de comer, S. Mateo 25: 35.

*Necesitarás un reloj de arena.

¿Has oído decir: «Espera un minuto»? Muchas veces, un minuto puede parecer muy largo. Otras, como que pasa muy rápido. (Muestre el reloj de arena.) Mira este reloj. Cuando lo mueves, la arena tarda un minuto en pasar de la parte de arriba a la de abajo. Voy a girarlo. En ese minuto, piensa en las cosas que más te gusta comer. Muy bien. En sus marcas, listos, ¡fuera! (Puede marcar el minuto en otro reloj.)

¿En qué alimentos pensaste? ¿Sabías que cada minuto mueren 17 personas de hambre en el mundo? ¿Sabías que en ese minuto que pensaste en tu comida favorita,17 personas murieron de hambre? De esas diecisiete, trece eran niños y niñas como tú.

Jesús hablaba a un grupo de personas un día y les dijo:

-Tuve hambre, y ustedes me dieron de comer; tuve sed, y me dieron de beber.

«¿Cuándo hicimos eso?», preguntaron los oyentes. Jesús respondió:

-Todo lo que hicieron por uno de mis hermanos más pequeños, por mí lo hicieron.

Tenemos mucho que agradecer, ¿no es cierto? ¿Tienes la voluntad de compartir lo que con aquellos que no son tan afortunados? Recuerda: cuando compartes, es como si compartieras lo que tienes con Jesús.

HABLA CON DIOS

Querido Jesús, te agradezco por la comida de cada día, ayúdame a compartiría con quienes la necesitan, amén.


Envía tus saludos a:
No Disponible