Regresar

Te encontré…

Matutina para Android

Play/Pause Stop
«Encontrar esposa es encontrar lo mejor: es recibir una muestra del favor de Dios». Proverbios 18: 22

EN UN CONGRESO DE JÓVENES conocí a una señorita muy especial con quien cultivé una hermosa amistad. Con el tiempo, nuestra amistad creció y nos hicimos novios. Estaba muy enamorado de ella y con solo verla sonreír sentía todo tipo de emociones.

Yo cursaba mi último año de la secundaria cuando nos hicimos novios, y el próximo año tenía planeado estudiar Teología. Comencé a colportar para reunir los fondos necesarios para costear mi carrera. Cuando había colportado durante tres meses me llegó la noticia de que se abriría un plan especial para estudiar Teología. Este consistía en trabajar como pastor y al mismo tiempo estudiar. Lo mejor de todo es que no tendría que salir del país por mucho tiempo, y esto sí fue una gran noticia.

Esta situación fortaleció mi noviazgo mucho más, leímos muchos libros juntos, y esto nos ayudó a comprendernos mejor y a crecer. Participábamos juntos en las actividades juveniles de la iglesia, los campamentos, las caminatas, los retiros, congresos y campañas juveniles. Siempre fuimos muy activos en las actividades de la iglesia, y eso nos ayudó a crecer espiritualmente.

Siempre me sentí apoyado por ella, incluso cuando tuve que viajar por más de un año para finalizar mis estudios. Gracias a Dios, cada cuatro meses pudimos vernos durante una semana. Cuando por fin llegó el momento de tomar la decisión de casarnos; pero no queríamos dar este paso sin estar seguros. Así que como un moderno «Gedeón», le pedí pruebas concretas a Dios (cuatro, para ser precisos). Dios respondió positivamente a cada una de ellas, de tal manera que no hubo duda en nosotros de que era la voluntad de Dios unir nuestras vidas.

Mi esposa es una bendición de incalculable valor para mí. Dios ha bendecido nuestro ministerio y nuestras vidas y también nos ha dado un precioso hijo. No me queda duda de que «Encontrar esposa es encontrar lo mejor: es recibir una muestra del favor de Dios» (Proverbios 18: 22).

Si estás buscando pareja quiero animarte a colocar a Dios en primer lugar y seguir los consejos de su Palabra, así podrás tener éxito al tomar esta decisión tan importante.

 

Alexis Adrián Romero Meléndez

El Salvador


Envía tus saludos a: