Regresar

La decisión correcta

Matutina para Android

Play/Pause Stop
«Hay caminos que parecen derechos, pero al final de ellos está la muerte». Proverbios 14: 12

¿IMPORTAN LAS DECISIONES? Cada día tomamos muchas decisiones, algunas son irrelevantes y otras son muy trascendentales. ¿Debería hacer trampa en los exámenes? ¿Debería ver esta película o salir con este chico o chica? Este es un asunto diario, ya que nuestra vida depende directamente de las decisiones que tomemos.

Mientras cursaba la secundaria no sabía a ciencia cierta lo que quería estudiar, tenía varias opciones y una de ellas era el periodismo. Me fascinaba ver a las presentadoras de televisión, especialmente las que anunciaban el estado del tiempo. No obstante mi fascinación, después de orar y solicitar consejos reorganicé mis prioridades y decidí estudiar medicina. Por supuesto, nada tiene que ver el periodismo con la medicina. Después de tomar el examen de admisión comprendí solo por medio del esfuerzo y la determinación se pueden alcanzar los sueños. Después de seis años de estudio pude terminar mi carrera en medicina.

¿Importan las decisiones que tomamos? ¡Claro que sí! Las decisiones que tomamos hoy deciden nuestro futuro y moldean el presente. En la Biblia encontramos casos de jóvenes que en momentos difíciles supieron tomar las decisiones correctas, como José, que ante la tentación dijo: «¿Cómo, pues haría yo este grande mal, y pecaría contra Dios?» (Génesis 39: 9, RV60). Por eso hacemos bien en seguir los consejos de la Palabra de Dios, allí encontramos mandamientos claros que nos ayudan a es coger correctamente, por ejemplo: «No cometerás adulterio», «No robarás», etcétera.

Al leer los mandamientos muchos ven a un Dios prohibitivo, alguien que quiere quitarnos la alegría y la diversión, sin embargo Dios nos ha dejado sus mandamientos para que sepamos escoger el buen camino, para evitarnos el dolor y las consecuencias negativas de nuestros desatinos y para garantizarnos un futuro próspero.

¿Qué planes tienes para hoy? Sé que como todo joven deseas ser feliz, casarte, estudiar y tener un buen trabajo. También sé que hoy se te presentarán muchos caminos, diversas opciones para elegir, así que quiero animarte a tomar buenas decisiones: decide cuidar tu cuerpo, consérvate virgen hasta el matrimonio, vive una vida plena y significativa y, especialmente, consulta con Dios todas tus decisiones, él es el mejor consejero. Aunque un camino te parezca recto, él te puede ayudar a escoger el sendero que conduce a la vida y no la vía que desemboca en muerte.

 

Maryes Emilcer Gómez Fley

Nicaragua


Envía tus saludos a: